Cerrado temporalmente por reacondicionamiento

Historia

La central térmica de Compostilla I es uno de los referentes del patrimonio industrial de Ponferrada. La central debe su nombre al paraje en el que se asienta, donde existió una ermita mariana que era paso obligado para los peregrinos del Camino de Santiago. Esta central es un ejemplo de la arquitectura industrial de los años 40, un edificio enorme pero de formas sencillas, una gran mole blanca que se erige sobre una colina desde la que se puede ver toda la ciudad. Un gigante que tiene el encanto de su época y que, junto con su hermana mayor tan cerca, la antigua central de la Minero Siderúrgica de Ponferrada (MSP) y hoy La Fábrica de Luz. Museo de la Energía, evocan el pasado industrial de Ponferrada.

Compostilla I fue la sede de una incipiente compañía pública de electricidad, hoy Endesa, que se puso en marcha en 1949 con 25.000 kW de potencia. Su vecina, la MSP construida 30 años antes contaba con una potencia instalada de 6.000 kW en aquel momento. Ambas centrales se abastecían del carbón extraído de las cuencas mineras del Bierzo y Laciana.

Concretamente, en Compostilla I comenzaron a quemarse menudos de antracita, un carbón pobre por su alto contenido en cenizas que, sin embargo, logró aumentar de precio y convertir en rentables las explotaciones de este material abundante en la región. Las térmicas conformaron el epicentro de un entramado de actividad industrial y económica en torno a este mineral que perduró en estas comarcas durante un siglo.

Galería

Cronología

La central térmica de Compostilla I superó desde el principio las previsiones de su producción y es por eso por lo que no ha dejado de experimentar cambios hasta la actualidad. Tanto es así que, a los tres meses de iniciar su actividad, ya había doblado su potencia con la instalación de un segundo grupo turboalternador. A mediados de los años 50, entraron en funcionamiento el tercer y cuarto grupo, hasta alcanzar los 167.000 kW de potencia instalada, frente a los 100.000 kW para los que estaba proyectada.

La generación de electricidad erigió a Ponferrada como un auténtico punto estratégico desde el cual se desplegó una red de abastecimiento hacia todos los puntos cardinales del país. En octubre de 1949 se pone en servicio una línea de transmisión eléctrica con 132 kW de potencia entre Compostilla y Ujo (Asturias), y en febrero de 1959, se concluyen los trabajos de la línea de 220 kW hasta la subestación de La Mudarra, en Valladolid, con una longitud de 163 km de tendido. Iberduero, Hidrola, Renfe o la Unión Eléctrica Madrileña fueron algunas de las empresas encargadas de distribuir la energía producida en El Bierzo.

1944

Nace ENDESA

Nace la Empresa Nacional de Electricidad S.A. (ENDESA). Se funda el 16 de noviembre en Ponferrada con el objetivo de producir, transportar y suministrar electricidad al territorio español.

1945

Permiso de explotación

El Ministerio de Obras Públicas le concede a Endesa el permiso para la explotación del salto a pie de presa de la Fuente del Azufre. Este azud del río Sil, que se encaja en las proximidades de Compostilla I, se construyó para la derivación de agua al Canal Bajo del Bierzo y al mismo tiempo se aprovechó para refrigerar la central térmica.

1946

Comienzan las obras para la construcción de Compostilla I

1949

Arranca Compostilla I

El 28 de julio arranca el funcionamiento de Compostilla I con un único grupo de 25.000 kW de potencia. En octubre se pone en marcha el segundo grupo turboalternador que dota a la instalación de 50.000 kW.

1974

Desplazamiento a Compostilla II

La térmica se ve desplazada por las modernas instalaciones de la central Compostilla II inaugurada en 1966, que contaba con una mayor capacidad para satisfacer la alta demanda energética que precisaba el país en aquel entonces. Este año deja de producir electricidad, pero el edificio de mandos continuó como sede central de las oficinas de Endesa.

2011

El edificio de mandos alberga CIUDEN

El edificio, que había sido cedido por Endesa al Ayuntamiento de Ponferrada, pasa a albergar en sus inicios la sede de la Fundación Ciudad de la Energía (CIUDEN), que incluye al espacio en ese momento en un proyecto museístico. El 28 de febrero comienzan las obras para la adecuación de las instalaciones, que sufren una primera paralización en enero de 2012.

2013

Acondicionamiento

Los trabajos de reacondicionamiento se reanudan hasta el año 2016.

 

2022

Reactivación

El proyecto se reactiva con mayor impulso y, en abril de este mismo año, comienza la urbanización del entorno de Compostilla I.

2023

Inauguración de La Térmica Cultural

Esto es lo que nos ha inspirado a la hora de crear La Térmica Cultural
Un centro abierto a la ciudadanía que nunca deja de vibrar

Colaboradores

¿Quieres contactar con La Térmica Cultural?
¡Nos encantará leerte!